domingo, 30 de agosto de 2009

EEUU detonará la Tercera Guerra Mundial para salir de la Crisis


La afirmación de que los Estados Unidos pondrán en marcha más guerras para ayudar a la economía es indignante, ¿verdad? Ciertamente. Sin embargo, el economista líder Marc Faber ha dicho repetidamente que el gobierno americano dará inicio a nuevas guerras en respuesta a la crisis económica: "Lo siguiente que hará el gobierno para distraer la atención de las personas de la mala situación económica será detonar una guerra en algún lugar."
"Si la economía mundial no se recupera, por lo general los pueblos van a la guerra". ¿Faber está loco? Quizás. Pero el connotado pronosticador de tendencias Gerald Celente está de acuerdo. Tal como describe Justin Raimondo de Antiwar: Como Gerald Celente, uno de los pocos pronosticadores económicos que predijo la caída del '08, señaló el otro día, "los gobiernos parecen estar más animados por sus fracasos." Lo que mas tarde el general William E. Odom tajantemente calificó como "el peor estratégico desastre en la historia militar americana" - la invasión de Irak - está siendo seguido por una mucho más grande operación militar, una carga que tendremos nosotros por muchos años más. Esto ciertamente parece una prueba en apoyo de la tesis de Celente, y el hombre que predice el desplome de la bolsa en 1987, la caída de la Unión Soviética, la fiebre punto-com, el mercado alcista del oro, la recesión del 2001, la burbuja inmobiliaria, el "pánico del 2008," y que ahora está hablando de la inevitable explosión de la "burbuja de rescate", tiene más malas noticias: "Dado el patrón que tienen los gobiernos de parchar graves fallas y convertirlas en mega fallas, la tendencia clásica que todos siguen, cuando todo lo demás falla, es tener a la nación en guerra." Como la crisis económica sigue acrecentándose y el sistema de banca central basado en la deuda muestra que ya no puede volver a inflar la burbuja de activos mediante la creación en el aire, es fácil de encontrar una lógica económica y política en favor de la guerra, ya que si es cierto que, como la doctrina keynesiana señala que el gasto del gobierno es la única forma de levantarnos de una depresión económica, entonces seguramente los gastos militares serán la forma más rápida para inyectar "vida" en un sistema defectuoso. Esto no funciona, en lo económico, ya que la crisis es sólo maquillada por la atmósfera de "emergencia" de una guerra y sus privaciones "temporales". Políticamente, sin embargo, es un salvavidas para nuestra elite gobernante, que está ansiosa por desviar la culpa fuera de sí misma y atribuirla a algunos objetivos "extranjeros". Es el truco más antiguo en el libro, y es que podemos ver como tienen lugar ante nuestros ojos ahora mismo, cuando los EE.UU. se preparan para enviar más tropas a Afganistán y está amenazando a Irán con sanciones económicas draconianas, a un paso o dos de iniciar una guerra total. Con la amenaza de una depresión económica y la horrible perspectiva de otra gran guerra, el peor de los casos parece que se ya está desarrollando, como una pesadilla recurrente... El pronositcador Celente ha identificado varias burbujas, la última de ellas fue la "burbuja del rescate", programada para el reventarse en cualquier momento, sin embargo, puede seguirle otra burbuja a la que llama "la madre de todas las burbujas", una implosión que choque con un rotundo escuchado por todo el mundo: la burbuja del imperio. Nuestra actual política exterior de hegemonía mundial y agresión desenfrenada simplemente no es sostenible, no cuando estamos a punto de convertirnos en lo que se utilizamos para clasificar a un país como parte del Tercer Mundo, que se encuentra en quiebra y se enfrenta a la perspectiva de una radical reducción de los niveles de vida. A menos que, por supuesto, la atmósfera de "crisis" pueda mantenerse casi indefinidamente. George W. Bush tenía el 9/11 como respaldo, pero esa canción está envejeciendo cada vez que usan otra vez. Nuestro nuevo presidente tiene que encontrar su equivalente, uno que pueda desviar nuestra atención de Goldman Sachs y arrastrarnos hacia algun enemigo extranjero al que de alguna manera se pueda responsabilizar de nuestros predicamentos actuales. Se dice que el "New Deal" de Roosevelt no nos sacó de la Gran Depresión, pero la Segunda Guerra Mundial lo hizo. La verdad es que, en tiempos de guerra, cuando la gente está expectante por sacrificarse durante la "emergencia", los problemas económicos son anestesiados por la existencia de dosis de golpes de pecho y rectitud moral por parte de un nacionalismo liberal. La escasez y el nivel de vida se hundieron enmascarados por un sistema de racionamiento en tiempo de guerra y redujo en gran medida las expectativas. Y así como la Segunda Guerra Mundial opacó los estragos económicos causados por nuestras élites de ladrones, la Tercera Guerra Mundial ofrecerá un montón de cobertura para la virtual toma de poder de toda la industria por el gobierno y la demonización de todos los políticos de oposición como "terroristas". ¿Se trata de un escenario de ciencia-ficción imposible? O de una proyección razonable de las tendencias actuales? Celente, cuyo historial de predicciones es impresionante, por decir lo menos, ve a la guerra con Irán como el equivalente de la III Guerra Mundial, con las consecuencias económicas, sociales y políticas que arrastrarán lo que queda de nuestro imperio de manera vertiginosa. Esta será la explosión de la burbuja "hiperpoderosa", la presunción de que nosotros - la última superpotencia que permanece en pie - de alguna manera pretende desafiar la historia y el sentido común, y evitar la suerte de todos los imperios: decadencia y caída. Ciertamente espero que Faber y Celente estén equivocados. Pero ambos son tipos muy inteligentes que han tenido razón en muchas de sus previsiones durante décadas. Incluso cuando sus predicciones han sido consideradas con gran controversia en su momento, muchas de ellas han resultado ser correctas.

fuente: http://decepcionobama.blogspot.com/

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LA IMAGEN QUE OCULTO LA NASA

LA IMAGEN QUE OCULTO LA NASA
la tierra hueca

Archivo del blog